Bienvenidos a bordo

y gracias por acompañarme en este largo viaje sin retorno que es el de la maternidad. Me río yo de las peripecias de Ulises y de la paciencia de Penélope. Me río de los 12 trabajos de Hércules... ser madre sí es toda una aventura, a veces desesperante, casi siempre agotadora... pero siempre, siempre, siempre ¡tan gratificante! ¿queréis compartirla con mi familia?

viernes, 20 de enero de 2017

Rutinas mañaneras

Me ha costado, ahora os cuento por qué, pero por fin he dado con una emisora que no sólo no me molesta por las mañanas (que tengo yo malos despertares) sino que hasta me gusta.

El tema es que yo no soy muy de radio, ya para empezar. Para continuar, por las mañanas me gusta que haya sólo música, pero en casi todas las emisoras están con programas matinales en los que no paran de hablar y (llamadme lo que queráis) ¡me molesta!

Sin embargo, siguiendo recomendaciones de unos y otros, llegué un día a Rock FM y ahí me quedé. Por un lado, aún con programa matinal, ponen bastante música, y además lo suficientemente cañera como para espabilarme de camino al trabajo. Y por otro, cuando hablan, no sólo no me molestan sino que hasta me hacen sonreír, que os parecerá raro cuando casi todos los programas de la mañana son de humor pero de verdad que a mí no me hacía gracia ninguno... rarita que es una, sí...



Así que con "el pirata y su banda" (os he tomado prestada la imagen pero si me decís que la quite la quito presto súbito, ¿eh?) y con el "francotirarock"  he acabado pasando el trayecto de casa al trabajo. Que parecerá tontería, pero oye, que sin radio no me espabilo y no acababa de encontrar yo la emisora adecuada. También podría ponerme una lista propia de canciones pero a esas horas de la mañana de verdad que no me da a mí la neurona para pensar tanto así que acababa siempre dándole frenéticamente al dial sin encontrar nada adecuada.

Porque mira que lo de las rutinas mañaneras tiene tela ¿eh?, cómo te despiertas, qué haces primero... yo reconozco que para eso soy rarita. Para empezar, sí me gusta despertarme con música (nada de noticias, por favor, me parece amargarse el día ya desde el comienzo) pero por fases. Tenemos una radio despertador de esos que cuando suena le das al botón y se apaga durante unos minutos y luego vuelve a la carga. Pues yo necesitaría varios de esos para levantarme bien. Luego no soporto que me enciendan la luz, mejor que me abran la persiana para que entre algo de claridad pero no luz directa. Tiempo, sobre todo necesito tiempo para ir haciéndolo con pausa... desayunar tranquilamente, irme un ratito al sofá con mi facebook y mi hijo acurrudicadito junto a mí (Sofía no suele venirse, esta es más de despertares rápidos y ágiles como su padre) Luego ya llega la ducha y a partir de ahí sí que empiezo a activarme. Claro, cuando ya casi no me queda tiempo... me arreglo rápidamente, me tomo un cortado rápido ¡y al coche! O sea, que me tengo que levantar con un rato largo porque además si algún día me he levantado con el tiempo más justo y he tenido que correr ya llevo todo el día cruzado... en fin, manías de cada uno, supongo.

Y vosotros ¿qué rutina mañanera tenéis? ¿necesitáis música para poneros en marcha? ¿las noticias?

2 comentarios:

Cristina Lopez dijo...

Yo necesito un cubo de cafe,madre mia que mal llevo esto del mañaneo...me quedo siguiendo tu blog , yo también tengo uno por lo que te invito a el, se llama " estoy entre paginas"

besossss

Lamamma dijo...

Gracias por quedarte Cristina. Yo he tenido épocas muy cafeteras también pero sorprendentemente me cuesta poco reducir o incluso dejar el café cuando me pongo a ello. No hace mucho escribí algo sobre eso. Ahora busco tu blog

Seguidores