Bienvenidos a bordo

y gracias por acompañarme en este largo viaje sin retorno que es el de la maternidad. Me río yo de las peripecias de Ulises y de la paciencia de Penélope. Me río de los 12 trabajos de Hércules... ser madre sí es toda una aventura, a veces desesperante, casi siempre agotadora... pero siempre, siempre, siempre ¡tan gratificante! ¿queréis compartirla con mi familia?

viernes, 17 de julio de 2009

Vuelvo


Sí, ya, vaya fechas, ya lo sé… de cara a las vacaciones casi me hubiera dado igual esperarme a septiembre, pero no quería dejaros sin noticias de mí hasta entonces.

Como ya os adelanté, mi vida andaba en obras, de hecho sigue en proceso de acondicionamiento pero digamos que las cosas están ya bastante avanzadas. No puedo daros muchos detalles por eso de la poca privacidad de un blog público pero os diré que mi vida laboral ha cambiado por completo.

Recuerdo un post a raíz de un email de Susi en el que os hablaba de que necesitaba cambios. Pues bien, siempre hay que tener cuidado con lo que desea… se puede conseguir. Con cuidado o sin él, por ahora no puedo quejarme demasiado. Parece que los cambios están siendo para bien. Sigue todo un poco en el aire pero me atrevo a aventurar que mi ansiado equilibrio está más cerca que nunca. Tampoco son buenas fechas para ésto, las vacaciones escolares, el mes de agosto, que laboralmente está más muerto que vivo… será más bien Septiembre quien marque la tónica, y para entonces espero volver a estar al 100% con vosotr@s.

No ha pasado un día sin que me recordara a mí misma que tenía pendiente esta vuelta, pero ¿sabéis? Para mí el blog requiere pasión, y a veces hay pasiones que no dejan hueco para mucho más. Algo así me ha ocurrido durante este tiempo. He estado tan absorta por mis cambios que no encontraba no sé si el tiempo, la energía, las ganas o todo a la vez, para dedicarme a mi blog. Confieso que hasta he pensado alguna vez que su tiempo había terminado, que al cerrar mi etapa laboral se cerraba también ésta. Pero no lo creo. Sigo reorganizando algunas cosas, ajustando horarios y adaptándome a una nueva forma de trabajar, pero creo que por fin ha llegado el momento de retomar esta pasión tan públicamente privada. Espero no haber tardado tanto como para que me hayáis desaparecido tod@s, nunca pensé realmente que estaría tanto tiempo ausente. En cualquier caso, ¡he vuelto!

12 comentarios:

Turuleta dijo...

Estaba deseando de que volvieras, no se si alguna vez te lo he dicho, pero tú fuiste la razón de que yo me atreviera a contar mi vida en un blog, con tu embarazo y maternidad, llegaste a mi corazón y me hicieste ser valiente para escribir. Así que por favor no dejes de escribir! aunque sea poco a poco, yo tambien he sufrido crisis de blog jejeje, porque la vida tiene tantas cosas y eso que yo no tengo niños todavía no se cómo puedes organizarte.
Por otra parte, me alegro que tu vida vaya a mejor y teniendo en cuenta la crisis, que puedas cambiar y encima a mejor es una gran oportunidad.
Me alegro mucho!!
besos

Lamamma dijo...

gracias Turuleta. Nunca deja de sorprenderme (casi siempre agradablemente) el asunto este de las influencias. Me sorprendo habitualmente reconociendo en mi la influencia de ciertas personas pero no puedo evitar sentirme perpleja cuando alguien me habla como tu de la influencia que mis palabras o mis actos han tenido a su vez. Lei hace poco un texto interesante: "solo una palabra" sobre la importancia que tienen nuestras palabras, a veces tan sencillas en apariencia, sobre quienes las escuchan. Si lo encuentro os lo transcribo, puede servir de base para un proximo post quizas...

M Luz dijo...

Qué alegría Elena! por fin has vuelto!
Te hemos echado mucho de menos.
Te deso que tu nuevo proyecto vaya viento en popa, quizás es lo que te hacía falta para cambiar el rumbo de tu vida, un empujón inesperado que de momento no hace ni pizca de gracia, pero que a la larga es una bendición.

bienvenida!

Elena-Z dijo...

BIENNNNNNNNN....

La de veces que me he pasado por aqui para ver si habias publicado algo nuevo...jejejeje... Mari Luz y tú sois mis "columnistas de cabecera"...ajajjaja... como la columna del periódico que siempre lees y cuando el periodista se va de vacaciones o deja de escribir, te deja ahi un hueco que...

Pues eso.

Y si, lo de las influencia de las palabras tiene "su miga"... a tí alguna vez te he comentado alguna cosita que has dicho y que a mí me ha sido de importancia... Mari Luz igual, con su filosofía de vida... y bueno, si mi hija existe también es en parte por un comentario que me hizo en la gestoría una clienta. Comentario que de primeras me pareció "antiguo", pero que se me quedó ahi clavado... como un dardo... no envenenado, digamos... "dardo encantado"... porque gracias a eso me decidí...

Si, puede ser un post muy interesante... anotatelo ¿vale?

Elena-Z

Tita dijo...

¡Qué alegría volver a leerte! la verdad es que el mundo bloguero en general se nota un poquito perezoso (yo incluida) pero bueno...todo tiene sus momentos, y altibajos, e igual que leemos más o menos, pero nunca dejamos de leer...con la escritura debe ser igual.

La verdad, aún no sé si darte la enhorabuena por tu cambio Elena, te noto cauta y a la espera. No conviene olvidar que todo tiene su parte positiva.

Respecto a las "influencias" también a mí me resulta muy curioso...y reflexionando he llegado a la conclusión, de que, al menos en mi caso...tengo una semilla, y ciertas palabras, en ciertos momentos actúan de abono perfecto para esa semilla en concreto, haciendo que finalmente, me germine. No sé si se me entiende...estoy más rara!

Por cierto Elena ¡¡¡géminis como yo!! solo que yo del 75 ¡un año más joven, chincha rabiña!

Besitos

Lamamma dijo...

Cuánto me alegro de ir viéndoos a todas por aquí... Tita... sí, estoy todavía muy cauta. Para tí que eres cocinicas, te diré que estoy preparando un delicado soufflé. En cualquier caso, salga ésto como salga, habrá sido positivo para mí, tanto personal como laboralmente. Pero sí, con los soufflés hay que ser muy cuidadosos y hasta el final no se sabe si saldrán bien o no.

¿Géminis también? ya decía yo que nos parecíamos mucho...

julia dijo...

Bienvenida a estos mundos otra vez, muakaaaa

anagarcu dijo...

Gracias por volver Elena, estoy totalmente de acuerdo con tu tocaya Elena, para mi también eres como la columna del periódico que se lee todos los días y que casi siempre te hace reflexionar y este tiempo pinchaba en tu blog siempre con la esperanza de que hubieras vuelto. En fin, que me alegro de leerte otra vez y aunque cauta, leerte positiva. Un besote.

Eva dijo...

Bueno, con lo bien que cocinas seguro que ese soufflé te queda de vicio, mientras tanto esperaremos a que nos cuentes... nos vemos en septiembre.

Un beso.

Eria.. dijo...

Pues espero que todo vaya encajando en su sitio y tengo un amigo que muchas veces me repite esa frase, cuidado con lo que deseas, puedes conseguirlo... es muy buena. Besitos varios.

Anónimo dijo...

Hola lamamma, me alegro de ver que te re-enganchas al blog, lo he echado mucho de menos. Me alegro de tus cambios si son para bien, no tiene nada que ver con lo que me imaginaba pero, (como dicen en el anuncio de bancaja), si es bueno para tí, es bueno para nosotras.

misteriosa

angeles dijo...

Hola Elena!!!! que alegría volver a leerte por aquí. Solo deseo que con esta nueva etapa consigas ese equilibrio que tanto deseas. Un abrazo. Angeles.

Seguidores